A sus 98 años, pastor sigue compartiendo el Evangelio: “Mi vida es mi ministerio”

EE.UU.- Con 98 años de edad y 52 años sirviendo en el ministerio, el pastor Roy Jernigan continúa predicando la Palabra de Dios, realiza viajes misioneros, y ahora da clases en línea. "Quiero compartir a Jesús", afirmo el ministro.

0
443

EE.UU.- Con 98 años de edad y 52 años sirviendo en el ministerio, el pastor Roy Jernigan continúa predicando la Palabra de Dios, realiza viajes misioneros, y ahora da clases en línea. “Quiero compartir a Jesús”, afirmo el ministro.

Jernigan, predicador en Carolina del Norte, continua apasionado por compartir el Evangelio de Jesucristo, incluso a los 98 años. El pastor atribuye su longevidad a Jesús y al café, en ese orden, dice con una sonrisa.

Luego de renunciar como pastor de tiempo completo en Texas hace poco más de un año para vivir con su hija Linda Williams, Roy no ha dejado de predicar a cientos de personas semanalmente a través de su ministerio en Facebook, Preacher Roy Ministries.

El pastor dice que continúa con energía y disponible para el servicio del Señor, cuidando tanto de su cuerpo físico como espiritual.

– Ad –

“Bueno, seré honesto contigo. En mi vida, [yo] simplemente me quedé con el Señor. Me salvó cuando tenía 28 años. Le entregué mi vida al Señor . Y desde entonces, he estado tratando de comer bien. Y he estado haciendo ejercicios, manteniendo mi cuerpo en buenas condiciones y viviendo bien”, explicó en una entrevista a Christians Post.

Si no fuera por la degeneración macular relacionada con la edad, una enfermedad de los ojos que causa visión central borrosa, Jernigan todavía estaría al frente de su iglesia en Texas.

“Mi visión y mi audición son mis dos mayores problemas. Tengo degeneración macular. He estado recibiendo inyecciones en cada ojo durante los últimos 11 años”, dijo. “Esa es una de las razones por las que dejé la misión. En el pastorado de Texas, ya no podía ver a la gente. Podía verlos, pero no podía identificarlos. Y tuve funerales y no pude leer la Biblia. Ahora tengo que citar las Escrituras que he memorizado a lo largo de los años”.

Jernigan ahora confía en su hija, Linda, para que lo guíe, pero dice que mientras pueda encontrar formas alternativas de estudiar y leer, seguirá enseñando en línea. A pesar de su vista deteriorada, Jernigan dice que su salud se mantiene fuerte.

“Como probablemente saben, no tengo un médico, no tomo medicamentos y he estado haciendo ejercicio. Hago ejercicios corporales o flexiones todos los días. Y suelo caminar un kilómetro o dos. Y lo he estado haciendo durante años y ha mantenido mi cuerpo físico en buena forma”, dijo Jernigan cuando se le preguntó cómo se las arregló para mantenerse tan saludable en su vejez.

“Toda mi vida, la gente me dice: ‘¿Por qué no te retiras?’ Mi vida, realmente, para ser honesto contigo, mi vida es mi ministerio”.

ÚNETE A NUESTRO GRUPO DE TELEGRAM PARA MANETER INFORMADA A LA COMUNIDAD CRISTIANA EVANGELICA.

Cuando se le preguntó sobre el estado de la iglesia estadounidense en la actualidad, Jernigan se apresuró a explicar que la principal fuerza impulsora de su fe es la Biblia, sin las limitaciones de las restricciones denominacionales.

“No soy un hombre denominacional. No critico las denominaciones, pero piénselo: tenemos todo tipo de denominaciones: bautista, metodista, presbiteriana, episcopaliana, lo que sea, y cada una de ellas tiene una doctrina diferente”, explicó.

Fuente: Acontecercristiano